La seguridad laboral es una obligación y por eso sus productos presentan mayor rotación.

Los Elementos de Protección Personal (EPP), están definidos por el Ministerio de Salud y Protección Social de Colombia (Minsalud) como “todo equipo, aparato o dispositivo especialmente proyectado y fabricado para preservar el cuerpo humano, en todo o en parte, de riesgos específicos de accidentes del trabajo o enfermedades profesionales”.

Estos EPP son de venta libre, siempre y cuando cumplan con la normatividad establecida por la Ley. Por eso, en esta edición les contaremos sobre los productos que más generan oportunidad para el ferretero.

Así debe definir las categorías

Las especialidades en que se usan los EPP son numerosas, por eso la Ley 9 de enero 24 de 1979 (Título III, artículos 122 a 124) y la Resolución 2400 de mayo 22 de 1979 (Título IV, Capitulo II, artículos 176 a 201), destacan cuáles son los básicos apropiados para cada parte del cuerpo, y no para cada trabajador.

De esta misma forma aconsejamos crear las categorías, ahorrando tiempo y espacio en sus exhibidores.

  • Cabeza: cascos, cofias y capuchas de tela-asbesto.
  • Oídos: orejeras y tapones.
  • Rostro: protectores de pantalla y yelmo con filtros de matiz o tinte.
  • Ojos: anteojos, gafas de seguridad, gafas con protección UVB y gafas de copa de material blando.
  • Sistema respiratorio: máscaras, respiradores de filtro o cartucho químico, capuchones de visera o ventana de vidrio grueso.
  • Manos y brazos: guantes en caucho dieléctrico, cuero, hule, tela, mallas de acero.

Sin embargo, podría generar un mostrador aparte para algunas profesiones que necesitan de más accesorios, como ocurre con aquellos que trabajan con soldaduras.

Soldadores, ofrézcales protección especial

En este segmento sus clientes no deben ser solamente los que trabajan directamente con soldadura, también los EPP son para aquellas personas que laboran en los mismos espacios, porque están expuestos a la radiación, humos y proyecciones de los materiales.

Wilson Piñeros, director de la zona centro de Lincoln Soldaduras de Colombia Ltda, nos explica cuáles son los EPP esenciales para los soldadores contratistas:

  • Chaqueta soldador con mangas de carnaza*: para la protección del soldador del cuello a la cintura, reforzando la protección de los brazos.
  • Gafas lente transparente: para la protección del soldador durante su trabajo, evitando que los ojos se expongan a partículas que le puedan causar lesiones.
  • Guantes argonero: en trabajos donde se necesiten realizar maniobras o inspección.
  • Careta de soldar: protección frente al calor, radiación y a las salpicaduras generadas de los procesos de soldadura.
  • Delantal de carnaza*: se usa para la protección del cuerpo evitando la exposición a las chispas y a la radiación del arco de soldadura.
  • Gafas lente oscuro: protegen del arco del soldador o inspector de soldadura.
  • Guantes de carnaza*: se usan para la protección de las manos y brazos.
  • Mangas de carnaza*: se usan para proteger el brazo y ante brazo de las chispas y radiación del arco eléctrico de la soldadura.
  • Capuchón: sirve para la protección de la cabeza, cara, orejas y el cuello. Evita que las chispas de la soldadura produzcan quemaduras. Se recomienda que este elemento este hecho con tela ignífuga.

* Se recomienda que el material de este elemento sea de carnaza, ya que son retardantes al fuego y soportan grandes temperaturas.

Piñeros resalta que también es indispensable ofrecer en el portafolio para soldadores: tapa oídos, botas de protección punta de acero dieléctricas, mascarilla para gases y material articulado. Estos con el fin de evitar o disminuir las enfermedades profesionales que pueda generar esta labor.

El EPP de mayor rotación

Existe un elemento que aplica para todas las especialidades de trabajo en el sector constructor, se trata de las botas de seguridad porque previenen amplios riesgos, específicamente en las siguientes acciones establecidas por Minsalud.

  1. Mecánicas: caída de objetos, impactos sobre el talón, pisar objetos puntiagudos o punzocortantes. Debe ofrecer un calzado con resistencia en la punta, tacón con capacidad para absorber energía y suela resistente al deslizamiento y a la perforación.
  2. Eléctricas y térmicas: resistentes a baja, media y alta tensión; además frío y calor. Venda calzado con conductibilidad eléctrica y aislamiento eléctrico y térmico.
  3. Químicas: proyección o líquidos agresivos, proyección de metales en fusión. Debe ser un calzado con resistencia y estanquidad.
  4. Incomodidad y molestias: que evite mala fluidez de transpiración. Incluya en su portafolio calzado con diseño ergonómico, permeabilidad al vapor de agua y capacidad para la absorción de agua.
  5. Lesiones: para minimizar el riesgo de luxaciones y esguinces debido a la mala sujeción del pie. Debe ser un calzado con buena adaptación del pie.

Michelle Ibarra, coordinadora de compras de Total Safety Company, comercializadores de soluciones en seguridad industrial, afirma que las botas de más rotación son las elaboradas en:

  • Cuero nappa negro y cuello en sintético calibrado.
  • Suela en poliuretano, inyectado directo al corte y antideslizante.
  • Resistente a hidrocarburos, con puntera composite (no metálica) y dieléctrica hasta 18.000 voltios.

Teniendo en cuenta las anteriores características, sumadas a el cumplimiento de las principales normas del calzado de seguridad (como: DIN 53516: abrasión o desgaste; NTC 632: Flexión; NTC 2038: Adhesión entre suela y capellada – puntera -; y ASTMF 2412; Y 2413: protección y rendimiento, Ibarra recomienda las más solicitadas por las empresas, la marca Saga referencia 2021, que da un porcentaje de ganancia del 30% aproximadamente, y  en el mercado se están vendiendo desde $700.000.

equipo de seguridad en obras 300x217

Equipo de seguridad y protección para trabajo en obras.

Refuerce sus ventas con los uniformes

Según el Código Sustantivo del Trabajo: “todo empleador que habitualmente ocupe uno (1) o más trabajadores permanentes, deberá suministrar cada cuatro (4) meses, en forma gratuita, un (1) par de zapatos y un (1) vestido de labor al trabajador”; exactamente el 30 de abril, 31 de agosto y 20 de diciembre.

“En la línea industrial de las dotaciones se destacan los overoles con múltiples servicios (bolsillos) y los chalecos reflectivos, los cuales podría ofrecer con el servicio de estampado personalizado”, comenta Arcila, quien agrega que “no es tan difícil como se piensa, solo basta con que el ferretero ofrezca el producto y cierre la venta con fecha de entrega posterior. De esta forma puede solicitar los uniformes a las empresas de confecciones y con los estampados necesarios.

Este producto puede generar una ganancia hasta de 40% por prenda, dependiendo del volumen”.