El mercado del cemento en Colombia no para, y en 2020 se espera que con la entrada de nuevos competidores, este mercado se siga dinamizando y aumentando su demanda. Así lo señala un informe recientemente publicado por la comisionista Casa de Bolsa para 2020.

Según el documento, “durante el año 2019 se consolidaron las señales de inflexión observadas a finales del 2018, registrando una mejora continua y gradual en los volúmenes de cemento y concreto, que sumado a un incremento relevante en los precios de ambos productos (especialmente en el cemento), reflejaron un cambio de tendencia en el sector, luego de 2 años de contracción tanto en volúmenes como en precios”. Este es un panorama bastante alentador para un segmento que se ha mantenido en la incertidumbre debido a los ciclos de la construcción.

Y, aunque la expectativa se mantiene, vale la pena decir que se esperan mejores rendimientos para ciertas actividades que pueden jalonar sobre todo el segmento de materiales de construcción. “Para 2020, esperamos seguir evidenciando variaciones positivas en los despachos de cemento, con una desaceleración en Obras Civiles y una mejora paulatina en Vivienda VIS y Edificaciones. Para Vivienda no VIS prevemos que siga mostrando contracciones”, señala el informe. En este sentido, el reto para los distribuidores tales materiales, radica en apuntar su oferta hacia este tipo de segmentos.

Todo esto, sumado a la entrada de Ecocemento (marca proveniente de la alianza entre Corona y el grupo español Mollins), que ampliaría la oferta y haría más competitivo el segmento, es señal de un año prometedor tanto para productores como para distribuidores de cemento y concreto, y muestras de que este sigue siendo un mercado al cual apostarle.