Le contamos cuáles son esos insumos que debería tener el ferretero para responder la tendencia del uso responsable del agua en baños y cocinas.

El buen uso de recursos naturales, no solo se ha convertido en un aspecto de gran interés para los consumidores, sino que en muchos casos representa importantes disminuciones en las facturas de los servicios públicos.

En este sentido la grifería y demás complementos ahorradores para baños y cocinas son grandes aliados, pues cumplen la doble función de ser sostenibles y disminuir notablemente el uso de agua.

Es así que la búsqueda de este tipo de productos entre los clientes de ferretería, es cada vez más común, sobre todo teniendo en cuenta que las marcas fabricantes vienen ampliando su oferta en este segmento. Motivo por el cual al ferretero no debe faltarle dentro de su portafolio tales productos ahorradores.

En este sentido existe una amplia oferta por explorar. De acuerdo con un artículo publicado por el portal The Spruce, enfocado en contenidos sobre mejoras del hogar y bricolaje, existen algunos productos que pueden instalarse en cualquier hogar para generar ahorros en baños y cocinas. Estos, además, son completamente adaptables al portafolio ferretero.

Algunos de estos son:

  • Aireadores de grifo de bajo flujo y alta eficiencia: son piezas que sirven para disminuir la corriente de un grifo o de otra salida de líquido. Según The Spruce, estos pueden reducir hasta en 4% el consumo de agua del grifo.
  • Cabezales de ducha de bajo consumo de agua: igualmente disminuyen el caudal, sin afectar la presión. Según the Spruce “en una casa con cuatro personas que se duchan a diario, podría ahorrar hasta 2.000 galones de agua al año”.
  • Boquillas de apagado automático: esta pieza permite apagar el chorro de agua mientras no se usa, y volver a encender rápidamente conservando la temperatura.
  • Temporizadores para la ducha: avisan al usuario si está tardando más de lo debido en la ducha, con base en la medición del consumo de agua.
  • Convertidores de inodoro de doble descarga: permite que, dependiendo del tipo de descarga que se requiera, se utilice la cantidad de agua necesaria.
  • Bolsas de depósito: disminuyen el agua usada para una descarga en el sanitario.
  • Desviadores de aguas grises: permite reutilizar el agua de la ducha o del enjuague de la lavadora.

Lo último en grifería ahorradora

En lo que se refiere a grifería ahorradoras, la oferta es cada vez más amplias, y vemos que las marcas productoras de este tipo de insumos, se alinean día a día con las tendencias de sostenibilidad. La oferta se segmenta a partir del uso o finalidad que quiera darle el cliente al producto.

  • Detector de movimiento: funciona con rayos infrarrojos, por lo que es necesario instalar grifos especiales y usar pilas que proporcionen energía para la activación del sistema.
  • Imanes: una palanca metálica que sale de la llave puede ser movida para dejar salir el agua momentánea o constantemente.
  • Aireadores: regulan el caudal desde el agujero del grifo que permite la salida del agua”.

Por otro lado, el blog Vida Más Verde, resalta en uno de sus artículos la existencia de múltiples tipos de grifería de ahorro, como:

  1. Grifos mono mando con:
  • Regulador de caudal.
  • Apertura en dos fases (cuenta con un tope intermedio).
  • Apertura en frío (evita el uso innecesario de agua caliente).
  1. Grifos temporizados.
  2. Grifos termostáticos (no solo ahorran agua, sino energía).
  3. Grifos electrónicos.

Así mismo, el blog señala que “la grifería tradicional tiene un consumo habitual promedio de 15 litros por minuto. Utilizando mecanismos reductores o aireadores se puede reducir el consumo entre 4 a 8 litros por minuto”.

Vea acá proveedores de grifería para su ferretería.

Al respecto menciona algunos instrumentos de ahorro para instalación en grifería tradicional, como: aireadores o perlizadores, limitadores de caudal, dispositivos anti-fugas, válvulas reguladoras de caudal y limitadores de recorrido.

Un mito que existe sobre la grifería ahorradora y sobre la instalación de complementos para el ahorro, es que generan incomodidades en cuanto a la reducción del caudal (por ejemplo en duchas o en lavamanos), lo cual puede resultar molesto para el usuario. Sin embargo, vale la pena decir que la gran mayoría de productos fabricados para estos fines, utilizan tecnologías que les permiten generar la misma sensación de caudal, aún con el ahorro.

Es así que al momento de ofrecer este tipo de productos, el aspecto del confort es uno de los que más debería resaltar el ferretero, con el fin de resolver las dudas que puedan existir respecto al producto.

Una buena idea en este sentido es que los encargados del servicio al cliente en la ferretería, reciban capacitación por parte de los fabricantes sobre las ventajas del producto, sus posibilidades y los beneficios que generan en cuanto ahorro.

“Una vez se ha instalado una grifería ahorradora, es difícil percibir la diferencia con la anterior, ya que la presión y apariencia del chorro no cambiarán”, aseguran los expertos de Grival en su artículo. Así mismo, añaden que “las griferías ahorradoras, además de contribuir a la conservación del medio ambiente —objetivo principal de este tipo de productos—, representan un beneficio económico: la alta calidad de este producto hace que funcionen normalmente durante décadas, minimizando la necesidad de cambios y gastos periódicos”.

Es así que los motivos para tenerlas dentro del portafolio ferretero no son menores. La clave está en saber resaltar sus atributos, y ser realmente certero al momento de comunicarlos.

Lea también: Mercado de mejoras en el hogar muestra signos de recuperación.

Incluso, en caso de que el producto ahorrador o complemento pueda llegar a tener un costo más elevado que la grifería tradicional, es importante que el ferretero sepa transmitir a su cliente los ahorros económicos que le va a generar a mediano y largo plazo. Y esto no solo por la reducción de consumo que se reflejará en el pago de los servicios públicos, sino en los tiempos y costos de mantenimiento.

Válvulas y complementos ahorradores

Dentro del portafolio ahorrador para baños que pueden ofrecer los ferreteros se destaca igualmente todo lo que tiene que ver con válvulas, pues, como ya se ha mencionado, tanto para sanitarios nuevos como para antiguos, generan significativas disminuciones en el uso de agua.

Para conocer más sobre este tipo de productos, consultamos a Cristian Rivera, Coordinador de Venta Nacional de Coflex Colombia, quien nos contó acerca de sus características y de los ahorros que pueden significar para el cliente.

En primer lugar, Rivera señala que existe más de un tipo de válvulas de descarga. Por ejemplo, están las que son para sanitarios de una sola pieza, que traen un botón de doble descarga en tres diámetros diferentes.

Le recomendamos: La revolución digital en la venta de productos ferreteros.

Adicional, cuentan con un sistema que permite, accionando uno de los botones, manejar diferentes niveles de descarga para cada caso, con lo que se puede generar un ahorro de hasta 44% (dependiendo del uso). “Es una válvula que también sirve para sanitarios bajos, y altos, ya que posee el tubo de descarga ajustable”, asegura Rivera.

Por otra parte, señala que la válvula para sanitarios de dos piezas permite convertir un sanitario tradicional en uno ahorrador, al incluir la doble descarga. De modo que contrario a la creencia popular, no es necesario cambiarlos para disminuir consumo.

Respecto a las válvulas de llenado, cuenta que en Coflex por un lado, tienen una línea básica, compuesta por una válvula silenciosa que tiene un filtro integrado, que evita el paso de aguas sucias y permite regular el nivel o el consumo de de agua del sanitario.

Y por otro, la “válvula premium que también trae un filtro que impide el paso de impurezas que puedan dañar la válvula. Adicional esta es extendible, es decir que puede acomodarse para sanitarios altos o bajos, y soporta bajas y altas presiones”. Además, resalta Rivera, que viene con el flotador protegido por una capsula y un pin para ajustar el nivel de llenado y graduarlo en cuatro niveles.

¿Por qué lo ferreteros deberían tener productos ahorradores?

Como se ha señalado, tener estos insumos es básico para responder a la tendencia del uso racional de los recursos naturales. En este sentido además de un buen portafolio, los ferreteros podrían potenciar mucho este mercado al concientizar a su público de las facilidades y beneficios que representan.

Tal como señala Rivera “en recientes encuestas, se ha mostrado que los consumidores finales se han inclinado en más de un 82 % a comprar a empresas socialmente responsables y que le aportan al medio ambiente”.

Pero resalta que el mejor argumento para vender este tipo de productos en una ferretería es que representan una gran reducción en el pago de de servicios públicos. “Aquí en Colombia hay una estadística, en la que los hogares comprenden entre tres y cuatro personas en promedio, las cuales ingresan cuatro veces al baño, tres a líquidos y una a solido. Cuando contamos con válvulas doble descarga, con las que puede elegirse si descargar cuatro y hasta seis litros, estamos hablando de que por persona, promedio, debería haber un ahorro diario de seis litros”. Esto podría representar un ahorro de hasta el 70 %.

Así mismo, asegura que la estrategia para la venta de las válvulas ahorradoras, podría sustentarse en que evitan tener que cambiar el sanitario para empezar a ahorrar agua.

LEA LA REVISTA DIGITAL DE FIERROS ACÁ.