Elegir a un buen proveedor es toda una ciencia. No solo por la gran cantidad de opciones que hay en el mercado, sino porque se requiere un buen grado de intuición para saber cuál de estas opciones va a representar más que un vendedor, un aliado a futuro para su negocio.

Sin duda lo que debe buscar en un proveedor es que este le permita confianza, garantía y respaldo, acompañamiento, asesoría, eficiencia en procesos operativos y altos estándares de productividad. A continuación, algunos tips para acertar en la selección de sus proveedores:

1. No tome esta tarea a la ligera. Indague a profundidad quién es el oferente, cuál es su historial en el mercado, cuáles han sido sus méritos, qué otros aliados comerciales tiene, qué referencias le pueden dar de la marca y cuál es el diferencial de su oferta en términos de tecnología, innovación, referencias e infraestructura.

2. Investigue que tan saludable es la empresa financieramente. Esta factor resulta determinante; pues una empresa que está quebrada probablemente no podrá responder con sus demandas, así como una que se mantiene estable, da cuentas de una buena gestión.

3. Ponga la lupa sobre sus capacidades logísticas: entregar a tiempo y contar con lo que necesita su vitrina, es lo que le va a permitir a una ferretería diferenciarse de la competencia. De modo que su proveedor debe tener excelentes tiempos de entrega alineados con la rotación de su inventario. Sobre todo, si su ferretería está ubicada en zonas rurales, asegúrese de que el proveedor cuenta con la flota o el recurso necesario para estar siempre a tiempo con el pedido.

4. Evalúe cuáles son los beneficios que le ofrece en cuanto a los pagos. Muchas veces más que el monto total, resulta determinante para una ferretería contar con un sistema de pagos que se adecúe a la liquidez del establecimiento. Es así que debe entrar a negociar a la luz de las posibilidades de su negocio, revisando la flexibilidad que presenta el proveedor, así como la capacidad de establecer un dialogo entre iguales. Indague cuáles son los plazos que le ofrece, métodos de pago, promociones por volumen, posibilidades de nuevos términos de pago a mediano y largo plazo, etc.

5. En búsqueda de mantener la salud financiera de su ferretería, así como un equilibrio entre su liquidez y el inventario, establezca las cantidades necesarias de productos que necesita y seleccione al proveedor que esté en capacidad de fabricarlas para su negocio. A pesar de que parece muy tentador tener un amplio volumen a bajo costo, le resulta más competitivo tener un proveedor que pueda alinearse con las necesidades de su negocio de acuerdo a la rotación de su inventario.

Por último, no olvide que el precio es importante, pero pasa a un papel secundario al lado del margen de ganancias y rentabilidad que impulsan factores como la calidad, la facilidad de comunicarse con el proveedor y la posibilidad de entender la trazabilidad de los productos y darla a conocer a sus clientes, como una inversión para la imagen de su negocio.