Se acerca la temporada de remodelación y de acuerdo con los lineamientos estipulados por The Marketing Color Group, una asociación internacional con más de 1.000 expertos en diseño y color, la tendencia en 2020 serán los colores equilibrados, vibrantes y llenos de energía.

“Para el siguiente año, la tendencia viene marcada con colores neutros y vivos que se pueden usar en interior y exterior”, señaló Ana María Narváez, gerente de negocio pinturas Kölor.

El próximo año los tonos azules o turquesa, como el Kuai o Marabella, serán utilizados para refrescar y dar profundidad a cualquier habitación, además de calmar esos espacios concurridos en el hogar.

Para un público más arriesgado, las figuras geométricas repetidas se vuelven un patrón versátil que combinado con los colores de esta temporada ofrece renovación y diseño arquitectónico.

“Además, para un público más arriesgado, las figuras geométricas repetidas se vuelven un patrón versátil que funciona con todo tipo de decoración y, combinado con los colores de esta temporada, ofrece renovación y diseño arquitectónico en un solo lugar”, añadió Narváez.

En exteriores, la tendencia incluirá colores marrones pardo como el Kalkara, que  combinan muy bien con vegetación y plantas, elementos propios de las fachadas.

Finalmente, para lograr un ambiente más neutro se recomienda usar varios tipos de grises como el Kosovo, Brumanna o York, pues destacan la iluminación en los espacios.