Las nuevas tecnologías aplicadas a la vida cotidiana, cada vez se integran más a los sistemas de seguridad que los consumidores emplean en sus proyectos. Y es precisamente por esto que la aparición de tales soluciones avanzadas se ha hecho muy común en Colombia en los últimos 10 años.

El segmento de cerraduras y sistemas de seguridad está cada vez más dominado por las nuevas tecnologías que tienden a la domótica.

Cerradura digital

Este tipo de cerraduras ofrecen una muy amplia variedad de modelos que se adaptan a las diferentes necesidades de los consumidores y los requerimientos que estos puedan llegar a tener, brindando seguridad, comodidad y satisfacción estética a los diferentes espacios.

En su mayoría, estas cerraduras vienen con opciones altamente tecnológicas de apertura con dispositivos como el celular, con huella, con código, con aproximación de tarjeta y/o con iButton.

Entre sus características principales sobresale el panel táctil, el sistema de salida anti-pánico, la protección contra descargas electrostáticas, el cierre automático o manual, la alarma antirrobo, el sensor de detección de incendios, la batería externa de emergencia, y las teclas de anulación mecánica, entre otros. A estas cerraduras se le suman las electromecánicas, las cuales son ideales para abrir a distancia puertas (incluso desde cualquier parte del mundo), portones, rejas de madera o metal y compuertas.

Estos productos se caracterizan por contar con una cerradura mecánica de alta seguridad, y, adicionalmente, un control electrónico, que permite accionarla desde un punto remoto, ya sea en el interior o en el exterior del espacio que se desea tener protegido.

Con la alta demanda de aumentar y reforzar la seguridad en casas, apartamentos, locales comerciales y grandes compañías, indiscutiblemente estas cerraduras se han consolidado como una gran oportunidad de negocio para los ferreteros, y un segmento que no puede dejar de explorar en su negocio.